Lo que se viene . . . Silvopastoril para toda la Argentina

Durante los días 14 al 16 de mayo de 2009 se realizó en Posadas, provincia de Misiones el Primer Congreso Nacional de Sistemas Silvopastoriles.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

La definición adoptada por los organizadores del Congreso dice: “Los Sistemas Silvopastoriles (SSP) representan una modalidad de uso de la tierra donde coexisten interacciones ambientales, económicas y sociales entre los componentes arbóreos, forrajeros, ganaderos, suelos, ambiente y humanos, bajo un manejo sustentable” (adaptado de Cameron et al, 1994).

La modalidad del Congreso posibilitó que numerosos expositores presentaran experiencias prácticas e investigaciones, tanto del ámbito nacional como internacional, destacando los beneficios económicos y ambientales que la incorporación de estos sistemas genera a los que lo adoptan.

Mayoritariamente las experiencias presentadas se refirieron al manejo de plantaciones forestales de pinos y las combinaciones posibles con distintas plantas forrajeras y tipo de ganado. Muy pocos se refirieron al manejo del bosque nativo, ya que las experiencias no son tantas y la investigación en ese campo no ha sido lo suficientemente desarrollada en nuestro país. Hasta los propios técnicos del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria – INTA reconocen que: “Falta mucho de investigación de monte nativo porque los recursos humanos que tenemos no están preparados para monte nativo y como el desarrollo de la parte forestal implantada es muy grande, el desarrollo es de esta madera. Si aparecieran grandes industrias que captaran la producción de nativos sería distinto, acá los que procesan nativos son aserraderos chiquitos”.

En este marco hablar de Sistema Silvopastoril y de manejo sustentable es un exceso, ya que deberían referirse a la integración forestal ganadera, que es lo que algunos productores desarrollan actualmente y a manejo sostenible por ser experiencias posibles de Silvopastorilmantenerse temporalmente sin la necesidad de adoptar criterios de sustentabilidad.

La introducción de especies exóticas provoca la pérdida de biodiversidad y la modificación del ecosistema nativo, con lo cual dichas intervenciones no son sustentables, porque los disturbios ocasionados pueden generar pérdida de bienes y servicios con daños irreversibles. Pinos y vacas pueden convivir con un manejo planificado y otorgar beneficios económicos, pero para ser una experiencia de manejo sustentable debe respetar criterios ecológicos, sociales y políticos además de los económicos. Algunos pequeños productores están adoptando la integración forestal ganadera como forma de generar otros ingresos diversificando la producción. Hoy tal vez sea una alternativa a la difícil situación de subsistir en condiciones adversas de economías regionales empobrecidas, pero es tiempo de reorientar recursos e investigación científico tecnológica a formas de producción amigables con el ambiente y con las personas, o sea de desarrollo sustentable.